9. Evaluación del estado de preparativos

  • Share

evaluacion estadoTodo programa de preparativos para emergencias y atención a los desastres, por más que haya sido bien elaborado desde el punto de vista conceptual y técnico, debe estar sujeto a evaluación continua de los procesos, particularmente aquellos relacionados con la organización, la disponibilidad de los recursos materiales y financieros, la capacitación y disponibilidad de personal, los mecanismos de coordinación, así como la disponibilidad y funcionalidad de los programas operativos específicos. Para cada área considerada relevante, se aconseja la utilización de cuestionarios que establecen claramente los objetivos de la evaluación, la utilización de indicadores básicos, las preguntas claves sobre el tema objeto de evaluación, así como la selección apropiada de las fuentes de información.

9.1. Componentes críticos

Los componentes críticos a ser evaluados de un plan de preparativos, son:

  • Perfil del país sobre los riesgos y vulnerabilidades a situaciones de desastre. En este apartado se debe recabar información sobre los desastres más frecuentes que han afectado al país, la vulnerabilidad de la población a las diferentes amenazas (geológicas, hidrometeorológicas, tecnológicas y las potencialmente relacionadas con la violencia social) y los recursos institucionales de los que dispone el país para confrontar estas situaciones. Es de particular importancia verificar la existencia de leyes y regulaciones relacionadas con asentamientos humanos en áreas de riesgo, mecanismos de los que dispone el país para el manejo de riesgos, organización de la comunidad y capacidad de respuesta en situaciones de desastre.
  • Enfoque general del sector salud. Evaluar la organización y estructura del sector salud y su capacidad de respuesta a situaciones de desastre, instituciones que están incorporadas a los planes de preparativos y respuesta y cobertura de los servicios que se proporciona a la población tanto en área urbana como rural.

Es de particular relevancia que se verifique si existe una política nacional y legislación para confrontar los desastres, cómo está organizado el sector salud a nivel nacional, regional y local en los preparativos y respuesta, cómo está organizado el Ministerio de Salud como institución rectora para responder a las emergencias y desastres, si existen normas y regulaciones de carácter sectorial y disponibilidad de recursos técnicos y financieros que permitan acciones rápidas.

  • Evaluación de los programas de preparativos en salud. La evaluación de esta área requiere poner énfasis en los aspectos operativos relacionados con la planificación de las acciones en aéreas técnicas críticas, tales como vigilancia epidemiológica, saneamiento básico, organización de la atención médica pre-hospitalaria y hospitalaria, la atención de los refugios temporales, las actividades de coordinación, la capacitación del personal y los procesos logísticos.

En la evaluación de preparativos en el programa nacional del sector salud para la gestión de desastres, es importante verificar la frecuencia con que los planes se revisan o actualizan, así como la evaluación de los programas de capacitación de los recursos humanos. En secciones previas se detallan las actividades específicas para cada área técnica.

El éxito de un programa de preparativos parte de la base de una identificación de los riesgos derivados de las amenazas naturales, así como de la actividad humana. La evaluación de los riesgos y de la vulnerabilidad es una tarea interdisciplinaria entre el sector salud y la comunidad científica en la que participan sismólogos, meteorólogos, sociólogos, especialistas en medio ambiente, planificadores urbanos y otros.

La evaluación de las medidas de mitigación debe considerarse también como parte integrante de la evaluación de los preparativos, estableciendo el porcentaje de establecimientos de salud y sistemas de abastecimiento de agua y alcantarillado sometidos a estudios de vulnerabilidad y su proyección de que estos funcionen después de un desastre.

9.2. Evaluación de impacto de los programas de preparativos

Si bien la evaluación de los preparativos está más orientada a evaluar los procesos, es absolutamente importante evaluar el impacto de los programas de preparativos después de la ocurrencia de un desastre. Los resultados y la efectividad de la respuesta debe ser evaluada para cada uno de los componentes del programa de preparativos, utilizando indicadores en función de los objetivos del programa y sus componentes, en base a un análisis autocrítico y a la recopilación de lecciones aprendidas.

Los componentes esenciales a evaluar son:

  • La capacidad organizacional y de liderazgo sectorial. En este componente se debe evaluar si la organización y estructura del programa respondió a los retos derivados del desastre
  • La capacidad operativa de los programas específicos de salud para desastres. Principalmente la evaluación de la oportunidad y eficacia de las intervenciones para reducir la morbilidad y mortalidad y mitigar los efectos del desastre en la población.
  • Coordinación con las instituciones dentro y fuera del sector. Evaluar la capacidad y fluidez de la coordinación entre el nivel nacional regional y local, así como con las instituciones dentro y fuera del sector, las agencias de asistencia humanitaria en salud y las organizaciones no gubernamentales.
  • El costo de las operaciones. Evaluar el costo de las acciones operativas y la eficiencia de la utilización de los recursos financieros.

Cada uno de estos componentes implica tomar en consideración el recurso humano responsable de las acciones, la capacidad logística y financiera para las operaciones, la calidad de las operaciones y el nivel de apoyo de las autoridades competentes. Revise una lista de consideraciones clave encaminadas a la evaluación de los preparativos en el sector salud. Los resultados de este análisis autocrítico deben ser tomados en cuenta para introducir mejoras en los programas de preparativos.

Ver evaluación de preparativos y reducción de riesgosiguiente leermas