2.2. Organización del sector salud

  • Share

2 2 organizacionUna vez incorporada la reducción de riesgo de desastres en el Plan Nacional del Sector Salud, es necesario establecer un sistema de relaciones que enlace las funciones, los roles y las responsabilidades de cada dependencia del ministerio de salud y de las instituciones y niveles del sector salud.

Este sistema de relaciones debe agrupar los roles y responsabilidades y determinar el mejor modelo organizacional que permita su cumplimiento tanto al interior del ministerio de salud como en sus relaciones de coordinación y trabajo conjunto con otras instituciones del sector y con otros sectores.

Por lo tanto, será necesario preparar un manual sobre la organización y sus funciones, designar un cuadro de organizaciones y describir las competencias técnicas mínimas que se requieren de aquellas personas que asuman esas responsabilidades.

De acuerdo a la organización política y administrativa de cada país, el diseño organizacional para la gestión de riesgos y manejo de las emergencias y desastres puede variar, pero, en general, se consideran niveles de rectoría, de asesoramiento y de coordinación y ejecución. Es necesario establecer una dependencia con personal a tiempo completo y presupuesto específico dependiendo del tamaño del país y de las amenazas, vulnerabilidades y riesgos existentes para el sector salud. Las funciones de esta dependencia, que puede estar a nivel de dirección general o de unidad, tendrán carácter permanente para asegurar el cumplimiento de las responsabilidades del sector salud en emergencias y desastres, entre ellas:

  • Elaboración de planes y programas operativos
  • Fortalecimiento de los programas técnicos de salud
  • Apoyo al desarrollo de las unidades técnicas sub-nacionales (regionales y locales)
  • Organización y gestión del Centro Operativo de Emergencias y de la Sala de Situación
  • Organización de los procesos logísticos
  • Organización de los sistemas de comunicación e información.
  • Establecimiento de mecanismos de coordinación con las instituciones y programas operativos intrasectoriales
  • Establecimiento de mecanismos de coordinación con las unidades técnicas extrasectoriales y programas técnicos de las agencias de cooperación
  • Organización, equipamiento y capacitación de los equipos de respuesta.
  • Desarrollo de programas de capacitación para el personal de salud
  • Difusión de material técnico-científico
  • Disponer de mecanismos de alerta temprana para los riegos a la salud
  • Fortalecimiento de mecanismos de información pública y comunicación social
  • Bases de datos actualizadas
  • Coordinación de la respuesta a un evento adverso

Algunos organigramas, donde aparece el programa de desastres, se encuentran disponibles en las páginas Web de los Ministerios de Salud: Chile, Ecuador, El Salvador, Nicaragua, Panamá y Perú.Como se puede apreciar, cada país tiene una estructura distinta.

Asimismo, uno de los pilares de la reforma humanitaria de las Naciones Unidas es el enfoque de clúster. El clúster es una manera de organizar la coordinación y la cooperación entre actores humanitarios para facilitar la planificación estratégica conjunta. En este sentido, el clúster salud se concibe como una propuesta de organización del sector para responder a una emergencia o desastre. Los países de la región de América Latina y el Caribe han desarrollado fortalezas en este ámbito, por lo que el clúster (también llamado Grupo Sectorial) es liderado por el Ministerio de Salud. Para más información sobre el clúster salud, revise el primer capítulo del documento “Guía del Clúster de Salud: Una guía práctica para la implementación del Grupo Sectorial de Salud a nivel de país”.